Limpieza

La base clave de la rutina coreana es el ritual de limpieza. Primero un limpiador de base en aceite y luego un limpiados tipo gel o foam nos garantizarán una limpieza profunda y adecuada.